900.000 euros en inversiones en los 223 montes públicos de Zamora

Imagen del rescate de la senderista en herida en Sotillo de Sanabria

La Junta invertirá casi 900.000 euros en los montes de la provincia: tratamientos silvícolas, mejora de pastizales y conservación de infraestructuras serán las actuaciones fundamentales en los 223 montes de utilidad pública.

La Comisión Territorial de Mejoras ha acordado las actuaciones para la adecuación de los 223 montes de utilidad pública de la provincia. Destacan las partidas para tratamientos silvícolas, conservación de infraestructuras y la mejora de pastizales. También se han aprobado las cuentas de las mejoras ejecutadas durante el año 2016.

 

El delegado territorial de la Junta, Alberto Castro, ha presidido este viernes la Comisión Territorial de Mejoras, anteriormente llamada Comisión Provincial de Montes, que en primer lugar ha aprobado los gastos que tuvieron lugar en los Fondos de Mejora de los montes de utilidad pública correspondientes al Plan de Mejoras del año 2016 con un importe total de 446.086 euros. Igualmente, se ha informado favorablemente el Plan de Mejoras a realizar en el presente ejercicio 2017 cuya inversión se eleva a 870.476 euros.

 

El Plan Anual de Mejoras, según la Ley de Montes de Castilla y León, es un documento de carácter técnico-facultativo que constituye la relación de todas las actuaciones de mejora forestal que se financian con cargo al Fondo de Mejoras y que deben efectuarse en el plazo de un año en el ámbito de cada provincia en los montes catalogados de utilidad pública. Se entiende por mejoras a los trabajos e intervenciones que contribuyan a la conservación, restauración y puesta en valor del monte o su gestión. No obstante, la Consejería de Fomento y Medio Ambiente realiza inversiones adicionales y directas en nuestros montes, sumadas a los planes de mejora que cada año se aprueban en la mencionada Comisión.

 

Los principales gastos previstos son los destinados a tratamientos silvícolas, mediante los que se va a repoblar con chopo en varios montes y se realizarán gradeos podas y desbroces, la conservación de infraestructuras (reparación de caminos, pasos de agua, puentes, etc.) y la mejora de pastizales (reparación y construcción de abrevaderos, conservación de charcas, cercados o pasos de ganado) de vital importancia de cara a mejorar las condiciones en que se realiza dicho aprovechamiento. Otras partidas económicas destacadas son las destinadas a mejoras de interés forestal general que repercuten en el conjunto de los montes de la provincia y a adecuaciones recreativas, con las que se busca potenciar el uso y disfrute de los montes por los vecinos y visitantes.

 

A partir de la celebración de esta Comisión, se comunica por parte de la misma las mejoras propuestas a las entidades interesadas que dispondrán de un plazo de 10 días para formular alegaciones.

 

La provincia de Zamora cuenta con 223 montes de utilidad pública gestionados y regulados por la Junta de Castilla y León, con una superficie total de 114.765,37 hectáreas, distribuidos en siete montes de la propia Junta de Castilla y León con una extensión de 2.464,97 hectáreas y 216 montes de entidades locales, en su mayoría ayuntamientos, que suman 112.300,40 hectáreas. Este terreno es dedicado a distintos aprovechamientos forestales que, en muchos casos, son un recurso económico de gran importancia para los propietarios.

 

La financiación de los trabajos recogidos en el Plan se realiza con cargo al Fondo de Mejoras de los citados montes, que se nutre con el porcentaje que reglamentariamente está regulado que se detraiga de todos los aprovechamientos que se realizan en los mismos. Este porcentaje está fijado en el 15 %, según la Ley de Montes, sin perjuicio de que las entidades locales decidan acordar incrementar el Fondo de Mejoras con aportaciones voluntarias suplementarias.

 

El órgano competente para gestionar esos fondos en cada provincia es la Comisión Territorial de Mejoras, presidida por el Delegado Territorial de la Junta de Castilla y León, cuyo vicepresidente es el Jefe del Servicio Territorial de Medio Ambiente, y de la cual forman parte como vocales otros funcionarios de la Delegación Territorial y del Servicio Territorial de Medio Ambiente, además de siete entidades propietarias de montes de utilidad pública representadas por sus alcaldes.