Abierta al tráfico la calle Divina Pastora tras el arreglo de su pavimento

Una vez sustituidas varias losas partidas, se ha eliminado el espacio habilitado provisionalmente para vehículos en San Torcuato.

La calle de Divina Pastora de la capital zamorana ha quedado reabierta al tráfico un día antes de los previsto, tras la conclusión de las obras de reparación integral de la calzada que ha llevado a cabo el Ayuntamiento, dentro del programa municipal de reparación y mantenimiento de las vías públicas de la ciudad. La actuación ha consistido en la sustitución de losas partidas por otras nuevas.

 

Los trabajos se iniciaron el pasado lunes y durante estos días el tráfico procedente de la plaza de San Esteban hacia la calle del Riego se ha canalizado por la calle del Pianista Berdión hacia la calle del Riego, por lo que fue necesario establecer provisionalmente un espacio habilitado para vehículos en el tramo de la calle de San Torcuato, que ya ha sido recuperado para uso exclusivamente peatonal.