Adif da por terminado el tramo que llevará la alta velocidad a Sanabria y empieza las pruebas de seguridad

Obras de la alta velocidad en Tábara.

Adif da por finalizadas en su totalidad las obras, pendientes de la nueva estación en Otero, y empieza las pruebas del sistema de seguridad de circulación de los trenes.

Adif AV está actuando intensamente a lo largo de toda la LAV Madrid-Galicia con el objetivo de completar cuanto antes el conjunto de la línea. Además de las pruebas de ERTMS nivel 2 que se están desarrollando en el tramo Olmedo-Zamora, entre Zamora y Pedralba las obras se encuentran finalizadas en su totalidad, tanto en lo que a plataforma se refiere, como en el caso de montaje de vía, línea aérea de contacto, subestaciones, CMS y Cambiador de Anchos. Está pendiente de finalización la obra de construcción de la nueva estación de Sanabria AV, pero esta circunstancia no condiciona la puesta en servicio de la línea.

 

Adif AV está inmersa en la ejecución de las distintas pruebas que culminarán con la puesta en explotación del tramo completo entre Zamora y Pedralba de la Pradería que llevará la alta velocidad a Sanabria. Se han realizado las pruebas de carga dinámicas en estructuras, la auscultación ultrasónica de los carriles, el amolado de estos, las auscultaciones geométricas y dinámicas de vía y catenaria, se han realizado las pruebas de concordancia de todos los desvíos y resto de instalaciones, se ha elaborado la ingeniería del ERTMS y se está probando en laboratorio y se han realizado todas las ingenierías y pruebas del CRC y laboratorio de CTC.

 

En el mes de noviembre comenzarán las pruebas de ERTMS nivel 2, con las que se finalizaría la fase de pruebas y se daría comienzo a la de fiabilidad. Se trata de la misma tecnología de señalización y protección de trenes que la empleada en el tramo anterior, Olmedo-Zamora, con la particularidad del tramo de tres hilos de 2,3 km a la salida de Zamora.

 

En relación con el tramo Pedralba-Ourense, el extraordinario esfuerzo que se está llevando a cabo para la finalización de las obras se está viendo incrementado con las actuaciones que se van a llevar a cabo hasta el día 28 de noviembre en diferentes puntos con interferencias con la línea convencional Zamora-Ourense, lo que ha obligado a la suspensión del servicio.

 

Las actuaciones se centran en la implantación de la vía de tres hilos entre Taboadela y Ourense, así como en las cimentaciones de catenaria, el montaje de vía en el ramal de conexión, la renovación de todas las vías de la estación de Taboadela, así como la instalación de un nuevo enclavamiento que gobierne la dependencia y el suministro de carril a la base de Miamán.

 

Las obras en la playa de vías de la estación de Ourense ya están finalizadas y el nuevo enclavamiento en funcionamiento. Las vías necesarias para la ejecución de la estación de autobuses de Ourense quedaron liberadas en octubre, conforme al compromiso adquirido con la Xunta de Galicia.