Blanco, fuscia y morado para un cartel de la Semana Santa rompedor

Presentado el cartel de la Semana Santa 2016, obra del zamorano Tomás Crespo y que opta por una cromática atrevida y los tres clavos de Cristo. El autor es consciente de que "puede sorprender en Zamora".

El pintor zamorano Tomás Crespo Rivera, es el autor del cartel oficial de la Semana Santa 2016, del que se han editado siete mil ejemplares, y que ha sido presentado este martes en el Ayuntamiento por su autor junto con los concejales de Cultura y de Turismo, Mª Eugenia Cabezas y Christop Strieder, el presidente de la Junta Pro Semana Santa, Antonio Martín, el director de comunicación de Caja Rural de Zamora, Narciso Prieto, y la asistencia de diversos representantes de la Semana Santa y la cultura zamorana, como el pintor Antonio Pedrero.

 

 

Los siete mil ejemplares editados, a los que se sumarán otros tanto del cartel de fotografía, comenzarán a distribuirse a partir de ahora en la ciudad y se presentarán también en las próximas ediciones de Intur y Fitur junto con un video de promoción de la Semana Santa zamorana.

 

Es un cartel de tipo constructivista, minimalista y con un colorido impactante, y que el autor ha titulado Tres Cruces, porque "en Zamora es una palabra de mucho peso que parte del lenguaje y la identidad de la ciudad y de la Semana santa zamorana". El cartel plasma tres grandes cruces en blanco, fuscia y morado, con los tres clavos de Cristo. El autor ha explicado que hecho frente a este trabajo como "un joven de 18 años" aunque es consciente de que la idea plasmada "puede sorprender en Zamora y es probable que tena más efecto e impacto fuera".

 

La concejala de Cultura, Eugenia Cabezas, destacó además la líneas puras y elegantes con las que se trazan las cruces superpuestas así como los colores "contundentes" que reflejan la gran personalidad del autor. Un colorido impactante que tiene como fin llamar la atención a primera vista, pues esa es una de las principales características que debe tener un cartel.

 

El presidente de la Junta Pro Semana Santa manifestó que con este encargo se cumple una deuda pendiente con Tomás Crespo a quien, a pesar de su edad, aún no se le había encargado un trabajo específico para la Semana Santa, a lo que propio autor respondió que esta es una obra de "un zamorano que ama a su ciudad a su Semana santa".