Cien kilómetros de carreteras seguras para los ciclistas en Zamora

Foto: DGT

Tres carreteras de Zamora contarán con señalización, más vigilancia y reducción temporal del límite de velocidad para facilitar su uso por los aficionados a la bicicleta.

Un Plan para la bici

 

El director general de la DGT, Gregorio Serrano, ha anunciado que el nuevo Plan Estratégico Estatal para la Bicicleta ya está en elaboración y que tendrá una "especial dedicación" a la bicicleta urbana. "Será un documento básico, fundamental, elaborado desde los puntos de vista de la seguridad, el medioambiente, el turismo y la economía. Esperamos que también pueda ser de utilidad para las ciudades y sus planes municipales para ciclistas", ha afirmado Serrano.

 

El Plan de actuación 2017 para la protección de ciclistas se concreta en las siguientes medidas: 1. Rutas ciclistas protegidas; 2. Campaña de señalización en los paneles de mensaje variable; 3. Impulso de nuevos sistemas de señalización dinámica

La provincia de Zamora contará con casi 100 kilómetros de rutas ciclistas protegidas, el nuevo concepto de la DGT para intentar frenar los alarmantes casos de siniestralidad ciclista que se han acumulado en los últimos meses. En la provincia hay tres tramos que suman 97,5 kilómetros que están señaladas como rutas ciclistas seguras; son la CL612 en el trayecto Castronuevo, Aspariegos, Benegiles, Monfarracinos, Zamora; la ZA305 en el trayecto Entrala, San Marcial, Peñausende; y la ZA-P-1102 en el trayecto Villaralbo, Villalazán, Granja Florencia, Peleagonzalo.

 

Se trata de tramos en los que se tomarán una serie de medidas concretas para que los aficionados a la bici los puedan disfrutar en mejores condiciones de seguridad. En Castilla y León hay 29 Rutas Ciclistas Protegidas con una longitud exacta de 979 kilómetros. Esto representa el 21% de las Rutas Ciclistas Protegidas en toda España. Las medidas concretas se llevarán a cabo durante los días y las horas de presencia más destacada y habitual de ciclistas, que suele ser las mañanas de los sábados y festivos. Las medidas son las siguientes:

 

  • Señalización de la ruta ciclista y calmado del tráfico: disminución temporal del límite máximo de velocidad.
  • Por parte de la ATGC se intensificará la vigilancia presencial en estas rutas. En especial se velará por el cumplimiento de las normas de seguridad relativas a la distancia lateral en el adelantamiento a ciclistas, velocidad inadecuada o maniobras antirreglamentarias.
  • 3.000 patrullas más durante los meses de julio y agosto.
  • Controles preventivos de alcohol y otras drogas en estas rutas seleccionadas, así como en sus vías de acceso.
  • Las patrullas de helicópteros de la DGT incluirán dichas rutas ciclistas protegidas en sus labores de vigilancia.
  • A través de jefaturas provinciales se solicitará la colaboración activa de las policías locales para mejorar la seguridad en estas rutas.
  • Se solicitará colaboración a los titulares de las vías con rutas ciclistas protegidas, para que, en la medida de lo posible, den prioridad a las tareas de conservación que, en su caso, resulten necesarias.

 

Con estas medidas se intenta aumentar la seguridad vial de todos los usuarios, hacer de la carretera un lugar de convivencia y fortalecer una buena cultura vial, un espacio común en el que todos tienen su sitio.

 

Las Rutas Ciclistas protegidas son una de las medidas incluidas dentro del Plan de Actuación de la Dirección General de Tráfico (DGT) para la protección del colectivo ciclista. La selección de estas rutas por parte de la DGT se ha realizado  -junto con otras administraciones, instituciones y asociaciones ciclistas-, con el objetivo de aumentar la seguridad vial de todos los usuarios, hacer de la carretera un lugar de convivencia y fortalecer una buena cultura vial, un espacio común en el que todos tienen su sitio.