Cinco siglos de arte a través de los 1.352 retablos de las iglesias de Zamora

Retablo de la iglesia de San Juan Bautista en Casaseca de las Chanas.

La Fundación Santa María la Real ha generado una base de datos de retablos de iglesias de la provincia después de dos años de estudios. Se catalogan por épocas, tipologías y técnicas, además de servir para evaluar su estado de conservación.

La Fundación Santa María la Real ha facilitado la catalogación de buena parte de los retablos de la provincia de Zamora con el análisis de 1.352 piezas de 330 pueblos en doce zonas. En concreto, ha catalogado bienes en Tierra del Pan, Tierra del Vino, La Guareña, Tierra de Toro, Sayago, Zamora capital, Aliste, Alba, Tierra de Campos, Los Valles, Tábara y parte de La Carballeda, han informado a Europa Press fuentes de la Fundación.

 

El estudio, realizado por la historiadora y restauradora Virginia Flores Andrés, bajo la dirección del profesor Luis Vasallo Toranzo, es fruto de una de las becas de investigación otorgadas por la Fundación y su principal aportación, además de generar una base de datos de los retablos zamoranos y facilitar a otros investigadores la consulta y localización de piezas, es generar una herramienta útil para quien desee establecer diagnósticos o planificar futuras intervenciones de restauración.

 

A lo largo de dos años de estudio se ha logrado crear un censo de retablos catalogados por tipologías, épocas, siglos y técnicas, que incluye la evaluación de su estado de conservación y de las intervenciones de restauración realizadas sobre cada una de las piezas. Así, la base de datos resultante permite búsquedas independientes o combinadas, facilitando el trabajo de otros investigadores y posibilitando que, de cara a futuras intervenciones, se priorice la restauración de las piezas que más lo necesitan.

 

 

DISTRIBUCIÓN

 

Por comarcas, en Toro se han catalogado 183 retablos, 161 en Aliste, 185 en Los Valles, 50 en La Carballeda, 62 en La Guareña, 164 en Sayago, 45 en Tierra de Alba, 194 en Tierra de Campos, 27 en Tábara, 115 en Tierra del Pan, 100 en Tierra del Vino y 67 en Zamora capital. El estudio da cuenta de la gran riqueza patrimonial que atesora la provincia de Zamora y de su importante conjunto de retablos, la mayor parte de las piezas catalogadas son barrocas, en su mayoría del siglo XVIII. Las piezas más antiguas datan del siglo XV y las más modernas del XX.

 

Entre las primeras, la autora sí reconoce que una de las que más le han llamado la atención es el retablo Mayor de El Salvador en Morales de Toro. Una pieza de 1540, de estilo plateresco, realizada por Pedro Díez y Juan Ducetesiendo, con tablas de Luis del Castillo y el Crucificado de Juan de Montejo.

 

Junto a la necesidad de completar el estudio con la catalogación de los retablos de los 98 municipios que han quedado pendientes de investigación en La Carballeda y Sanabria, la historiadora ha destacado en sus conclusiones la conveniencia de tener en cuenta el estado de conservación de los inmuebles que albergan las piezas, puesto que "el estado de conservación del retablo será directamente proporcional al del templo que lo acoge".