Cyl dots mini

C's y la no adscrita pasan del sí al no porque "aquellos presupuestos no estaban consensuados y estos sí"

Los concejales firmantes del acuerdo de presupuestos en Zamora para 2018.

La inclusión de las peticiones de Ciudadanos, con la bajada del IBI, y de la concejala no adscrita, en cuanto al apoyo a emprendedores y turismo, ha sido clave para que cambien su voto. Guarido admite "errores" por su reacción tras ver cómo tumbaban el presupuesto hace menos de quince días.

El alcalde, Francisco Guarido, ha destacado que este acuerdo "pone de manifiesto que el equipo de gobierno sabe dialogar" y ha reconocido "errores que se han cometido", en relación a la airada reacción contra Ciudadanos y la concejala no adscrita que tuvo nada más conocer el bloqueo del Presupuesto. El portavoz de Ciudadanos, Francisco José Requejo, se ha felicitado por el acuerdo y ha aplaudido que "ahora sí existe consenso" en la cuenta anual municipal.

 

Respecto al compromiso de bajada del IBI dijo que sería también necesario establecer un límite a las rebajas de impuestos ya que durante los últimos seis años se han producido bajadas impositivas por importe de 650.000 euros, "a los que se suman ahora los 550.000 euros del IBI, con lo que se llegará a una rebaja de 1.200.000 euros mientras que en el mismo periodo de tiempo el gasto corriente se ha incrementado en tres millones de euros".

 

El alcalde destacó la rapidez en llegar al acuerdo, fruto de la voluntad de los grupos, y la estabilidad que proporciona en la gestión municipal para el presente año por lo que en su opinión es, "más que un acuerdo presupuestario un acuerdo económico para el Ayuntamiento. Dijo además que sería bueno que se repitiera también para el próximo ejercicio porque supondría llegar a las elecciones de 2019 con un gobierno "en minoría pero estable en base a los acuerdo con otros grupos".

 

Por parte del equipo de Gobierno también los portavoces de IU y el PSOE como el propio alcalde valoraron "muy positivamente" el acuerdo presupuestario alcanzado con Ciudadanos y la concejala no adscrita, al tiempo que coincidieron en criticar la labor de "torpedeo" del grupo Popular. Antidio Fagúndez recordó además que tras los compromisos económicos y presupuestarios alcanzados con este acuerdo, el Presupuesto de 2018 será el más inversor de los últimos años.

 

 

DEL SÍ AL NO

 

Los portavoces de los grupos municipales que han ratificado el acuerdo - todos a excepción del Grupo Popular- destacaron la voluntad de entendimiento y el compromiso con el desarrollo de la ciudad que se ven plasmados en unos Presupuestos que, como dijo el portavoz de Ciudadanos, no son los mismos que se presentaron hace 15 días "porque aquellos no estaban consensuados y estos sí". Francisco Requejo, que recordó que la bajada del IBI ha sido la "línea roja" marcada por su grupo junto con las ayudas a emprendedores, alabó la voluntad de diálogo del equipo de Gobierno si bien matizó que el acuerdo presupuestario "no es un cheque en blanco en la labor de oposición que seguirá haciendo Ciudadanos".

 

La concejala no adscrita reconoció el compromiso previo con el grupo de Ciudadanos para establecer como cuestiones prioritarias en la negociación la baja del IBI y el apoyo a emprendedores e industriales, y añadió además la necesidad de reforzar el área de Turismo como algo "esencial para que Zamora pueda ir por el camino que ya han emprendido otras ciudades para la promoción turística ya que Zamora es hoy una perla en bruto en materia de turismo".