El final de la temporada estival arrastra a números negativos la afiliación laboral en Zamora

El número de parados baja en septiembre testimonialmente (43 menos) pero el de afiliados sufre un importante descenso con 571 afiliados menos que en agosto y ya hay menos trabajadores de alta que hace un año.

Los datos del mercado laboral al término de septiembre dejan un análisis preocupante en Zamora. La provincia tiene menos parados inscritos en el Ecyl, aunque sea testimonialmente, pero terminó el verano con menos trabajadores dados de alta, es decir, menos empleo. El dato de la afiliación, además, entra en números negativos: hay menos trabajados cotizando que hace un año, y eso es algo que no ocurría desde hace tiempo.

 

El número de parados se queda al término de septiembre en 10.972, de los que sólo la mitad tiene derecho a prestación de paro. El paro bajó en todos los sectores menos en servicios (comercio, turismo, hostelería) que acumula más de 7.000 parados. El dato revela cierto estancamiento del mercado laboral en Zamora. En septiembre, como en agosto, el paro se redujo aunque en cifras simbólicas: el mes pasado sólo 43 inscritos menos en las oficinas del Ecyl. En agosto fue algo parecido, pero al menos mantenía a la provincia lejos de la tendencia nacional de aumento del paro en agosto y septiembre.

 

Sin embargo, el reverso de ese dato es preocupante. La afiliación ha bajado y eso significa que hay menos gente trabajando y dada de alta en la Seguridad Social. En concreto, 571 afiliados menos en septiembre que en agosto, un 1% menos en sólo un mes. En agosto la cifra subió en 471, pero no ha aguantado el final del verano. El número final es de 58.808 afiliados en alta, pero es inferior al de hace justo un año: son 115 trabajadores menos cotizando. El dato de afiliados llevaba meses creciendo en la comparativa interanual.