¿El patio del colegio o el Congreso? Borrell denuncia que un diputado de ERC le escupió

Tras apuntar que "esas cosas no deberían pasar", Borrell ha alabado la actuación de Pastor quien, a su juicio, "ha controlado muy bien la situación haciendo y diciendo lo que ha dicho".

El ministro de Asuntos Exteriores, Josep Borrell, ha denunciado este miércoles que un diputado de ERC que él no supo identificar le ha escupido al pasar por delante de él en el hemiciclo del Congreso y ha elogiado la actuación de la presidenta de la Cámara, Ana Pastor, quien ha expulsado del Salón de Plenos al portavoz adjunto de la formación independentista, Gabriel Rufián.

 

"Cuando salía una línea de diputados que acompañaban a Rufián, uno de ellos se ha girado y me escupido", ha relatado Borrell, quien ha admitido no saber identificar al autor del "escupitajo". En las imágenes captadas por las Cámaras del Congreso se aprecia que quien se gira hacia el ministro al pasar por delante de su escaño en el 'banco azul' es Jordi Salvador.

 

Tras apuntar que "esas cosas no deberían pasar", Borrell ha alabado la actuación de Pastor quien, a su juicio, "ha controlado muy bien la situación haciendo y diciendo lo que ha dicho". "Yo he sido presidente del Parlamento Europeo y, ciertamente, allí no se tolerarían comportamientos como éste", ha añadido el ministro.

 

NO HACER DE ESTO UN CENAGAL

 

Respecto a la decisión de la presidenta de retirar del Diario de Sesiones los términos 'golpista' y 'fascista', Borrell se ha limitado a comentar que esas palabras no se deberían utilizar en debate políticos en los que "hay que guardar el respeto".

 

"Se puede ser todo lo crítico que se quiera, pero el insulto permanente como único argumento hay que desterrarlo de la Cámara, los españoles nos pagan para que debatamos, no para que convirtamos esto en un cenagal", ha apostillado.

 

En este punto, ha argumentado que su utilización de la palabra "estiércol" en el debate con Rufián es "despectiva", pero no un insulto. "Hablar de una mezcla de serrín y estiércol es una forma de descalificar lo que se dice, no es un insulto personal", ha remachado.