El Premio Nobel de Física, "absolutamente" dispuesto a colaborar con el centro de láseres de la USAL

Centro de Láseres Pulsados Ultracortos

El científico ha visitado este lunes la Universidad de Salamanca.

El Premio Nobel de Física 2018 Gérard Mourou se ha mostrado "absolutamente" dispuesto a colaborar en el desarrollo del Centro de Láseres Pulsados de la Universidad de Salamanca (CLPU), unas instalaciones que cuentan actualmente con el láser más potente del país y uno de los más potentes del mundo. Mourou, quien participó en el diseño del sistema 'Vega', que es el que permite disponer del láser ultraintenso en el Parque Científico de la Universidad de Salamanca, ha manifestado que este centro dispone de una tecnología que tiene "muchas aplicaciones que tiene que demostrar".

 

"En estos momentos, hay más aplicaciones que láseres de estas tecnologías" y "este centro será importante para estas aplicaciones", ha apuntado durante su visita al CLPU, acompañado por el director del centro, Luis Roso, y por representantes de organismos científicos estatales y autonómicos.

 

El científico, quien trabajó ya hace años en el diseño de este sistema implantado en Salamanca, ha reconocido que la concesión en 2018 del Premio Nobel de Física le ha servido para que su campo de trabajo sea "más conocido" por la sociedad. Precisamente sobre el reconocimiento internacional, ha apuntado que, cuando se recibe, se obtiene "una certificación de que esta tecnología es importante" y que ahora, con sus viajes de trabajo y su actividad, trata de "devolver a la sociedad" lo que ella le ha otorgado.

 

En su visita a Salamanca, Gérard Mourou ha querido poner de relieve la importancia de los láseres ultraintenso por las aplicaciones con conllevan y los avances que ofrecen en campos como la medicina o la conservación del medio ambiente.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: