Éste es el quinteto con el que iría a la 'guerra' Sergio Llull

El base del Real Madrid ha elegido a su equipo perfecto, destacando que "sigo viviendo un sueño y seguiré siempre dando el máximo por esta camiseta".

El base del Real Madrid de baloncesto Sergio Llull ha asegurado que los actuales jugadores de la plantilla son unos "privilegiados" por vivir esta época dorada, y ha advertido que "uno nunca se cansa de ganar", recordando que el club blanco se caracteriza por "no poner excusas y luchar siempre hasta el final".

 

"Cuando haces lo que te gusta el cansancio mental es mínimo. Somos unos privilegiados por jugar al baloncesto y más en un club como el Real Madrid. Si este club se caracteriza por algo es por no poner excusas y luchar siempre hasta el final. Uno nunca se cansa de ganar y la felicidad de esos momentos lo único que te hace es querer volver a repetirlos", declaró durante el Foro Luis de Carlos, bajo el título 'Campeones de Baloncesto', un acto organizado por la Fundación Real Madrid en el palco de honor del estadio Santiago Bernabéu.

 

Junto al balear estuvieron también su entrenador, Pablo Laso; la leyenda madridista Emiliano Rodríguez; el director técnico de la sección de baloncesto, Alberto Herreros, y el director gerente de la Fundación Real Madrid, Julio González Ronco.

 

Además, Llull confesó que vive un "sueño" permanente en la entidad blanca. "Nos gusta competir y ganar y me siento orgulloso de jugar aquí, en el club del que soy desde pequeño. Sigo viviendo un sueño y seguiré siempre dando el máximo por esta camiseta. Cuando metes una última canasta y ganas un título se siente mucha alegría. Es un subidón de felicidad y un éxtasis de alegría. Es un momento de responsabilidad antes de que entre porque hay que ser valiente pero en esos momentos me gusta tomarla", señaló.

 

El de Mahón también contó cómo sería su equipo perfecto. "Si tuviera que coger a cinco con los que me gustaría jugar serían Raül López, Navarro, Nocioni, Reyes y los hermanos Gasol. Un jugador con el que me gustaría haber jugado sería Herreros porque de pequeño me fijaba en él. Nos hubiésemos llevado bien porque odiamos perder y me gustaba su manera de entender el baloncesto y el corazón que ponía en cada balón y cada partido", apuntó.

 

Por su parte, Laso explicó que el éxito del equipo es fruto del "trabajo de mucha gente, empezando por el presidente, Florentino Pérez". "Esta familia que es el Real Madrid de baloncesto nos ha hecho grandes a todos. Tengo la suerte de ser el entrenador hoy, de tener a un presidente que nos apoya, unos grandes jefes. No hay una pócima secreta", afirmó.

 

"Trabajamos mucho y tenemos claro lo que significa llevar esta camiseta. Para ser un equipo fuerte hay que ser un club fuerte. Lo dije ayer y lo creo. El futuro pasa por la ilusión que transmitimos desde el primer equipo. Ayer debutó otro chaval (Usman Garuba) de 16 años. Algunos se van y otros se quedan y todos mantienen el orgullo de jugar en este club", añadió.

 

En este sentido, recalcó la importancia de la cantera. "Tengo la suerte de tener un grupo de entrenadores y jugadores de cantera que vienen muy bien preparados, pero lo que no me gustaría es que para ellos debutar en el primer equipo ya fuese suficiente. Nuestra obligación es hacerles mejores jugadores y personas y el otro día leía la estadística y nos fortalece como equipo y como club. Valoramos que pueden crecer y ser buenos jugadores", subrayó.

 

Mientras, Herreros explicó que disponen de "buenos" jugadores y entrenadores y de un trabajo "espectacular" en la cantera. "Estamos en una época dorada y estamos felices. Este equipo con jugadores españoles y extranjeros que saben a lo que vienen y Laso ha sabido dar con los roles de cada uno. Y no quiero olvidarme de los aficionados, con un Palacio espectacular cada vez que jugamos. La química entre jugadores y aficionados casi nos hace invencibles", expresó.

 

"La estabilidad en las plantillas es fundamental. Tenemos jugadores extranjeros que llevan muchas temporadas en el Real Madrid y eso es muy importante para seguir evolucionando y seguir conociéndonos. No hay que explicarles nada e incluso ellos se lo explican lo que significa el Madrid a los nuevos", prosiguió.

 

Por último, Emiliano destacó el mérito del máximo mandatario blanco. "La apuesta por el baloncesto en su día de Florentino Pérez ha dado frutos casi inimaginables y ha traído los mejores éxitos soñados. En mi opinión, el baloncesto ha cambiado poco respecto a mi época pero ha mejorado muchísimo todo: técnica y físico de los jugadores, instalaciones y la afición, que es mucho mayor", expuso.

 

"Este equipo es una familia y hay un trabajo detrás enorme y garantía de que para ellos cada partido se puede ganar. La química es la misma que antes: trabajar para ganar. Antes lo hacíamos al cien por cien y ahora se hace de la misma manera. Para ganar hay que meter canastas y eso significa dedicarle tiempo", finalizó.