Félix López: "15 de cada 100 niños y 23 de cada 100 niñas han sufrido abusos sexuales antes de los 17 años"

La USAL ha acogido una jornada sobre abusos sexuales en la infancia en la que el catedrático de Psicología de la Sexualidad ha alertado de que en estos momentos hay mucha alarma pero poca eficacia en las medidas

Coincidiendo con el Día Mundial Contra los Abusos Sexuales en la Infancia, la Universidad de Salamanca, la empresa jurídica Talentotecnia y el Ayuntamiento de Salamanca organizan una jornada con los objetivos de sensibilizar, visibilizar, debatir e incidir en claves de actuación y prevención de este grave problema de salud pública. Una jornada que ha dado comienzo con la conferencia inaugural titulada 'Abusos sexuales. ¿Dónde estamos? Un balance profesional', que ha corrido a cargo de Félix López, catedrático de Psicología de la Sexualidad en la Universidad de Salamanca, además de uno de los mayores investigadores de este ámbito en nuestro país.

 

En este sentido, Félix López ha destacado el que hasta ahora es el único estudio con una muestra nacional de abusos sexuales a menores, realizado en los años 90 y que, según el catedrático, arrojó datos "terribles" sobre los abusos sexuales en la infancia. De esta forma, según este estudio 15 de cada 100 niños varones había sufrido abusos sexuales antes de los 17 años y 23 de cada 100 niñas también. Estos datos fueron, para López, "una terrible sorpresa, pero no han hecho más que confirmarse a través de otros estudios parciales, aunque no hay otro general". En este sentido, ha añadido que "no sabemos si los datos de ese estudio se han incrementado o no, habría que repetirlo, pero para ver la gravedad del problema no es necesario un nuevo estudio, estaría bien hacerlo pero hay otras prioridades como destinar los recursos a la prevención".

 

No obstante, "es una buena noticia que sepamos cómo está la situación, aunque tengamos que decir que está lamentable porque durante muchos años ni siquiera sabíamos cómo estaba". De esta manera, no cree que hayan aumentado los casos, sino que lo que han aumentado son las denuncias. "Estamos muy lejos de que se correspondan con los problemas reales pero ha aumentado la conciencia social y han surgido nuevos mitos que pronostican profecías terribles para las víctimas y eso es un error gravísimo". Mitos como "el que si se ha sufrido un abuso va a ser una catástrofe para el resto de la vida y no es cierto, o que los agresores no se rehabilitan y con algunos no somos capaces de hacerlo pero muchos sí. Y también hay una corriente muy fuerte para aumentar las penas o que estos delitos no deben prescribir pero esos temas hay que estudiarlos mucho más". 

 

Durante su intervención, Félix López ha querido transmitir un mensaje esperanzador, ya que "ahora tenemos que aprender a trabajar bien con este tema. Sabemos cómo habría que hacerlo pero ahora hay mucha alarma pero poca eficacia y eso está ocurriendo en el trabajo de algunso profesionales y en el planteamiento que se está haciendo social o político; hay que trabajar porque sabemos lo que hay que hacer y a las víctimas darles la esperanza de que la mayoría de ellas salen adelante sin terapia y a los que la necesitan hay que ofrecérsela". Por ello, asegura que el futuro pasa por "hacer prevención dentro de la educación sexual para que no tramitamos la idea de que la sexualidad es un mundo de peligros terrible; la sexualidad es maravillosa pero hay gente que la usa mal". En este sentido, ha recordado que los abusos son un delito "contra la propiedad del cuerpo, la intimidad, la sexualidad pero sobre todo un delito contra la libertad, toda esta idea del asco, el pecado, la bajeza y la miseria hace mucho daño a las víctimas".

 

El clero, factor de riesgo

 

En cuanto al perfil de los abusadores, ha destacado hay más hombres abusadores que mujeres, aunque con el aumento de las libertades se han incrementado también las abusadoras. "La libertad tiene esa ventaja enorme pero conlleva riesgos". Y como factores de riesgo ha resaltado que "hay factores nuevos y otros que espero que estén descendiendo; teníamos un factor de riesgo que ahora se está hablando mucho y es el clero, espero que ese riesgo esté disminuyendo si bien espero que no esperen a que todo el clero sea muy viejo, porque la mayoría de los abusadores están entre los 20 y los 50 años. La disminunción de internados y que el clero esté en la calle y sea más secular espero que haga que los no sean capaces de cumplir la moral que ellos mismos predican lo solucionen de otra manera".

 

Asimismo, ha anunciado algunos nuevos factores de riesgo para los abusos sexuales en la infancia como el nuevo entorno digital o las reestructuraciones familiares, ya que "por razones irracionales, porque no debería ser así, el incesto aumenta cuando el padre no es el padre biológico". A esto hay que añadirle, según este catedrático, la asociación de la actividad sexual con alcohol y drogas, lo que hace que "muchos adolescentes y adultos comentan errores gravísimos que si no asociaran el alcohol y las drogas al ocio no los cometerían".

 

En el acto de inauguración han estado presentes el vicerrector de Política Académica y Participación Social de la Universidad de Salamanca, Enrique Cabero; la subdelegada del Gobierno en Salamanca, Encarnación Pérez Álvarez; el delegado territorial de la Junta de Castilla y León, Bienvenido Mena; y la concejala de Familia e Igualdad de Oportunidades del Ayuntamiento de Salamanca, Cristina Klimowitz.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: