Fernández Mañueco cifra en 46 millones de euros el material sanitario adquirido y pide personal para Segovia y Soria

Alfonso Fernández Mañueco, presidente de la Junta de Castilla y León.

La Comunidad será autosuficiente en geles hidroalcohólicos y pantallas de protección facial, a la vez que se está trabajando con el sector empresarial para fabricar mascarillas y batas impermeables.

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha realizado un repaso sobre la situación de material y personal que atraviesa la Comunidad, en la actual situación de pandemia por coronavirus. Fernández Mañueco ha querido dejar claro que, en la actualidad, el "único enemigo" es el coronavirus y, desde una "lealtad exigente", ha dicho que se siguen haciendo "propuestas necesarias" al Ejecutivo central.

 

Respecto al endurecimiento del confinamiento ha remarcado que reformar el confinamiento es "fundamental" para salvar vidas y ha insistido en que las restricciones aplicadas de manera anticipada en Miranda de Ebro y Burgos han dado sus frutos.

 

Mañueco, tras la reunión entre las comunidades autónomas y el Ejecutivo central, ha comparecido por videoconferencia para explicar que ha pedido al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el material sanitario comprometido y un refuerzo de personal sanitario en las provincias de Segovia y Soria, militar si es necesario. 

 

Ha cifrado la petición de refuerzo en 15 médicos, en 30 enfermeros y en 30 auxiliares clínicos que serían derivados al hospital de campaña que ha instalado el Ministerio de Defensa en la ciudad del Acueducto.

 

Alfonso Fernández Mañueco ha explicado, por otro lado, que la Junta ha realizado compras de material por un valor superior a los 46 millones de euros, cifrando en nueve aviones los que habrán llegado a partir del lunes con material a la espera de otros tres. 

 

En concreto llegarán a Barcelona, Zaragoza y Madrid con material de protección para profesioanles sanitarios. En concreto, más de un millón de unidades de mascarilals, batas, guantes, pantallas y buzos, entre otros. Así, al total de nueve vuelos que habrán llegado en un plazo de entre 48 y 72 horas, se sumarán otros tres más en los próximos días.

 

Por ello ha destacado la importancia de dotar a la sanidad de Castilla y León de todos los recursos que se precisan y, al margen de los cargamentos anunciados por el Gobierno central, ha avanzado que la Comunidad será autosuficiente en geles hidroalcohólicos y pantallas de protección facial, a la vez que se está trabajando con el sector empresarial para fabricar mascarillas y batas impermeables.

 

En la actualidad se trabaja un sistema de mapeo para controlar la situación real de las residencias de ancianos y discapacitados.

 

Por último ha señalado que se ha entregado la mitad del dinero recibido por el Gobierno, unos 8,5 millones de euros, a ayuntamientos y diputaciones provinciales para que hagan frente a las necesidades de residencias, teleasistencia y ayuda a domicilio.