Cyl dots mini

La DGT reforzará la vigilancia con radares en 22 nuevos tramos de las carreteras zamoranas

Niebla en la carretera.

La DGT ha actualizado el lsitado de tramos publicado en verano con 22 nuevas carreteras en las que incrementará la presencia de radares móviles.

La DGT sigue adelante con su nueva estrategia en materia de radares. Este miércoles ha dado a conocer los 1.300 tramos de todo el país en los que incenvitará la vigilancia con cinemómetros para controlar los excesos de velocidad, un compromiso adquirido por la directora, María Seguí. En el caso de Zamora, son 40 tramos de autovía y carretera, entre los que hay 22 nuevos con respecto al listado de hace unas semanas, pero casi todos van a estar en nacionales y secundarias, donde está demostrado que se producen la mayoría de accidentes y víctimas cada año.

 

La DGT ha publicado esta información en su web y se puede consultar. Según Tráfico, son 40 los puntos donde habrá radares de manera habitual. Nueve de ellos corresponden a los radares fijos, colocados en cabinas, que hay por la provincia; estos están siete entre la A-6 y la A-52, y hay otros dos en nacionales. Pero es que además hay que sumar otros 29 tramos que van a centrar la vigilancia de los agentes de la agrupación de Tráfico. 

 

 

La Dirección General de Tráfico ha actualizado el listado de carreteras convencionales (vías secundarias) que presentan tramos "especialmente" peligrosos para la circulación y que afectan a un total de 43 provincias. En dichos puntos, Tráfico intensificará la vigilancia de manera periódica. El nuevo listado incluye un 35 por ciento de nuevos tramos identificados como peligrosos y todos ellos se pueden consulta en la web 'dgt.es'. Además, recuerda que se trata de las vías en las que la DGT ejerce su competencia, es decir, en todo el Estado salvo el País Vasco y Cataluña.

 

Se trata de la primera actualización que se hace desde que a principios de julio se dieran a conocer los primeros tramos. La DGT apunta que, durante estos meses, se ha realizado un seguimiento pormenorizado de todos los accidentes de tráfico que han tenido lugar en vías secundarias.

 

Esta treintena de tramos están repartidos por las principales carreteras nacionales y secundarias de la provincia. Se trata de la N-VI, la N-525, la N-610, la N-630, la N-631, la ZA-320... todas ellas carreteras con un alto índice de riesgo de accidente y que, por desgracia, concentran muchos de los siniestros con víctimas cada año. La N-122 alberga los cuatro tramos más peligrosos de la provincia según el informe EuroRAP y que las N-525 y N-630 también concentran tramos en los que el riesgo de accidente es importante.

 

Su objetivo será controlar los excesos de velocidad que, en conjunción con las condiciones de las carreteras secundarias, están detrás de buena parte de los accidentes más graves que cada año se producen en la provincia. Además, hay que tener en cuenta que la DGT llevará a cabo una campaña especial de control de velocidad la semana del 20 al 26 de julio.