La Diputación pedirá ayudas estatales para paliar los daños de las crecidas

La lluvia y el viento de los últimos dos días han provocado numerosos cortes de carretera que, esta mañana, todavía afectaban a varias localidades. También ha habido desprendimientos. La Diputación recurrirá a ayudas del Estado para reparar los daños.

CARRETERAS AUTONÓMICAS

 

Tres carreteras de la red autonómica permanecen cortadas en la provincia de Zamora, a causa del fuerte temporal, si bien "la situación ha mejorado en las últimas horas", tal y como han asegurado fuentes de la Delegación Territorial de la Junta. Así, a las once de la mañana permanecía cortada la ZA-100 en dos tramos (11,800 a 12,250 y 16,200 a 16,800) por desbordamiento del río Castrón. La lluvia también ha afectado a la ZA-104, inmediaciones del Lago y Ribadelago por balsas de agua.

 

En el resto sí se ha vivido la crecida de los caudales de los ríos, como el Tera, Esla y Órbigo, aunque no se esperan problemas de entrada en viviendas, aunque sí se han producido inundaciones en tierras de labor.

La lluvia caída en los últimos días ha obligado a cortar la circulación en un total de seis carreteras en las provincias de Burgos, Valladolid y Zamora como consecuencia de la inundación de la vía, según los datos aportados por la Dirección General de Tráfico (DGT). En el caso de Zamora, en estos momentos permanecen intransitables las carreteras ZA-L-2676 y ZA-100 en Villaveza de Valverde y ZA-P-2548 en Santa María de Valverde. Y está cortada la carretera de Micereces entre la Nacional 525 y las viviendas de "Rio Chico", por desbordamiento del Tera.

 

También se ha trabajado en la carretera entre Arquilinos y Villalba de la Lampreana, donde se ha inundado la calzada; y continúa cortada la ctra entre Santibáñez de Tera y Santa María de Valverde por desbordamiento del arroyo Castrón. Se ha despejado la carretera entre Villabrázaro y Benavente, una de las afectadas este domingo por las lluvias.

 

Además, se han producido desprendimientos en la carretra que comunica Trefacio y Pedrazales y hay que circular con precaución; esta mañana se ha trabajado en Sotillo de Sanabria para despejar la carretera donde un muro ha caído sobre la calzada; y se ha despejado la carretera entre Hermisende y La Tejera, afectada por desprendimientos en la calzada esta mañana.

 

Por este motivo, la Diputación está dispuesta a pedir ayudas estatales para reparar los daños provocados por el temporal de lluvia y viento en los dos últimos días en Zamora, donde han estado cortadas numerosas carreteras y poblaciones en toda la provincia por la crecida de nivel y desbordamiento de su cauce de varios ríos.

Noticias relacionadas