La Guardia Civil homenajea al joven agente zamorano muerto en un atentando de ETA en 1991

Homenaje al guardia civil zamorano Carlos Pérez Dacosta, asesinado por ETA en 1991. Foto: EP

La Guardia Civil de Zamora entrega una placa a la familia del agente Carlos Pérez Dacosta. Sus padres han donado las medallas entregadas a título póstumo a su hijo.

La Guardia Civil de Zamora ha hecho entrega de un reconocimiento a los padres de Carlos Pérez Dacosta, agente natural de la provincia que fue asesinado por la banda terrorista ETA en el año 1991. El acto de homenaje ha tenido lugar en el recinto de la exposición que conmemora los 175 años del Instituto Armado, en el antiguo palacio de la Diputación Provincial. Tras visitar la muestra, los padres del asesinado decidieron donar las medallas concedidas a título póstumo a su hijo tras el atentado.

 

Este gesto ha llamado la atención de los responsables de la Guardia Civil de Zamora, que han decidido entregar una placa a la familia del fallecido. El coronel Rodríguez Zabala, máxima autoridad de la Comandancia de Zamora, ha sido el encargado de ofrecer este reconocimiento.

 

Carlos Pérez Dacosta fue asesinado el 28 de julio de 1991 a los 22 años de edad y con apenas un año de servicio en el cuerpo. Su muerte se produjo por la explosión de un coche bomba en Getxo (Vizcaya) al paso del vehículo en el que circulaba junto a otro compañero, que resultó herido de gravedad.