La numerosa comitiva de la Vera Cruz llena de terciopelo morado Zamora

Ver album

La decana de la Semana Santa pasea los últimos días de Cristo en una tarde espléndida y ante numeroso público.

La decana de las hermandades de Zamora, la Santa Vera Cruz, ha procesionado durante toda la tarde su multitudinario desfile, una auténtica maratón para sus 2.500 cofrades que, lejos de los calores del año pasado, ha disfrutado de un clima privilegiado que ha sacado a la calle a miles de zamoranos y visitantes para disfrutar de su larga comitiva.

 

Minutos antes de su inicio, a las 16.45, miles de cofrades se arremolinaban en las calles cercanas al punto de partida. Corral Pintado, Thalberg y Motín de la Trucha eran un ir y venir de cruces, caperuces y túnicas moradas en todas las tallas, de veteranos a niños, dado que es numerosa la presencia de pequeños que tienen en este desfile su iniciación. Es una de las más populares de cuantas forman el ciclo procesional de la Pasión y eso se nota en el ambiente semanasantero que se vive allí por donde pasa.

 

Llegada la hora, la comitiva ha salido por Corral Pintado envuelta en incienso y con su numeroso atalaje, la cruz y una docena de pasos de variada factura que recrean los últimos días de Cristo; la música la ponen otras tantas bandas, realmente afinadas como es costumbre. Acompañados por una numerosa comitiva y cargados por sus hermanos, los pasos se han encaminado en medio del público hacia la Plaza Mayor.

 

Hacia las ocho de la tarde, la comitiva ha llegado a la Catedral para hacer su tradicional alto en el camino para recuperar fuerzas y rematar, a partir de las nueve, su maratoniano recorrido con su partida desde la plaza de la Catedral. Ya sin luz solar, la comitiva ha afrontado sus últimos pasos por la Rúa de los Notarios y el periplo se ha cerrado muchas horas después, cuando pasadas las once de la noche la Virgen Dolorosa entraba en el Museo de Semana Santa acompañada de música y entre aplausos del público que ya estaba viendo salir a la Penitente Hermandad de Jesús Yacente.