La Universidad de Salamanca, a la cabeza en iniciativas de voluntariado en Castilla y León

Durante el pasado curso escolar el Estudio salmantino impulsó 79 proyectos, en los que participaron más de 500 estudiantes.

La Universidad de Salamanca encabeza el ranking de instituciones académicas de Castilla y León con mayor número de proyectos de voluntariado, desarrollados durante el pasado curso escolar 2018/2019, con un total de 79 iniciativas. A su vez, destaca por ser la institución académica con un mayor volumen de alumnos ligados a labores de de voluntariado, con un total de 513 involucrados.

 

Así se desprende del VII Estudio sobre Voluntariado Universitario realizado por la Fundación Mutua Madrileña, en el que han participado 48 universidades, públicas y privadas, el 58% del total de centros en España, y 113 ONG. El informe ha sido realizado con motivo del lanzamiento de los VII Premios al Voluntariado Universitario, unos galardones que buscan reconocer, apoyar y promover el espíritu solidario de los jóvenes universitarios.

 

Las universidades castellano y leonesas que han participado en este estudio impulsaron el año pasado 168 programas de voluntariado en los que colaboraron 848 alumnos, la mayor parte procedentes de las ramas de Ciencias y Ciencias de la Salud y Ciencias Sociales y Jurídicas. La gran mayoría de las iniciativas, el 90%, se desarrollan a nivel local o regional y están relacionadas con los colectivos en riesgo de exclusión social, mayores y personas con discapacidad. La duración media de los programas realizados se sitúa en la franja de los seis a los 12 meses.

 

Según el VII Estudio sobre Voluntariado Universitario, las universidades españolas emprendieron durante el curso pasado más de 2.000 proyectos de voluntariado, un 5% más que el periodo anterior, en los que participaron más de 19.200 alumnos. Las mujeres encabezan las filas de voluntarios al representar el 83% del alumnado que colabora con entidades sin ánimo de lucro, una proporción que aumenta cada año. Estos datos confirman que “la universidad se ha convertido en un agente fundamental para canalizar la actividad de voluntariado y poner los cimientos para construir una ciudadanía socialmente más comprometida con las desigualdades”, reconoce Lorenzo Cooklin, director general de la Fundación Mutua Madrileña.

 

El informe revela que el 62% de las universidades centra sus programas en la mejora de las condiciones de vida de la población infantil, seguidos de los proyectos dirigidos a las personas con discapacidad (54%) y a los colectivos en riesgo de exclusión social (52%). La duración media de los programas se sitúa en la franja de los seis a los doce meses.

 

Este informe se ha realizado con motivo del lanzamiento de la VII edición de los Premios al Voluntariado Universitario, una iniciativa que busca reconocer, apoyar y promover el espíritu solidario de los jóvenes universitarios, así como contribuir económicamente al impulso y sostenimiento de los proyectos de voluntariado promovidos por los estudiantes en colaboración con las entidades sin ánimo de lucro. El plazo para la presentación de las candidaturas estará abierto hasta el próximo 31 de octubre.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: