La Universidad de Salamanca, entre las más "traslúcidas" de España

Universidad de Salamanca (Foto: USAL)

Los niveles de transparencia con respecto a ediciones anteriores han disminuido levemente debido a la incorporación de nuevos indicadores y modificaciones en los métodos de evaluación.

La Universidad de Burgos (UBU) es la universidad española "más transparente", con 49 puntos, según el Examen de Transparencia de la Fundación Compromiso y Transparencia (FCyT), que sitúa a las de Valladolid, León y Salamanca como "traslúcidas".

 

Así se recoge en el Examen hecho público este miércoles, qeu consolida a la UBU en la posición obtenida en enero de 2019 en el ranking Dyntra, en el que aparecía como la administración pública española más transparente entre 700 examinadas, han informado fuentes de la institución académica burgalesa.

 

Según el informe, la universidad de Valladolid obtiene 39 puntos, en la cabeza de las "traslúcidas" junto a otras cuatro insituciones académicas, mientras que la de León obtiene 38 puntos --empatada con otras cuatro-- y la de Salamanca 33 --empatada con otras tres, una de ellas privada--, según el informe.

 

Junto a la de Burgos, las universidades de Cantabria y Córdoba (46) y Cádiz (45) son las universidades públicas más transparentes, cumpliendo con la mayoría de los indicadores que evalúa el informe Examen de transparencia 2018, que analiza la información que publican de manera voluntaria en la web las 49 universidades públicas españolas.

 

Los niveles de transparencia con respecto a ediciones anteriores han disminuido levemente debido a la incorporación de nuevos indicadores y modificaciones en los métodos de evaluación.

 

Aun con los importantes cambios introducidos, el 31 por ciento de las universidades públicas se clasifican en la categoría de transparentes, con aumentos considerables respecto a pasados informes, como el de la Universidad de Burgos, que se coloca a la cabeza con 49 puntos sobre los 54 totales.

 

La mayoría de las públicas se han concentrado en el grupo de universidades translúcidas, que engloba al 51 por ciento del total, y solo nueve (18 por ciento) en el de opacas.

 

TRANSPARENCIA POR ÁREAS

Las áreas que presentan mayor grado de cumplimiento han sido las referidas a la comunicación con el alumnado, información que publica el cien por cien de la muestra; la relativa al gobierno de la universidad, con un porcentaje de cumplimiento del 97 por ciento, y la información económica, que muestra en su página web el 96 por ciento de universidades. En informar de dónde se obtiene el dinero y en qué se invierte, las públicas responden adecuadamente.

 

El 85 por ciento de la muestra publica información sobre su personal, el 78 ofrece datos sobre su demanda y oferta académica y el 72 por ciento rinde cuentas de los resultados obtenidos de su actividad, tanto de investigación, como académicos, satisfacción o empleabilidad.

 

Los nuevos indicadores exigidos este año por primera vez son los que menores niveles de cumplimiento registran: un bajo 55 por ciento publica las entidades dependientes de cada universidad; solo el 40 por ciento aporta información sobre el personal docente e investigador (PDI), un porcentaje que ha disminuido respecto el año anterior porque solo el 12 por ciento de las universidades publica el número de profesores contratados que han leído la tesis en su misma universidad, es decir, el nivel de endogamia, y caso aparte merece el área sobre el consejo social, que cumple solo el 18 por ciento de la muestra.

 

PAPEL DE LOS CONSEJOS SOCIALES

La Fundación Compromiso y Transparencia ha buscado en esta edición del informe que los centros públicos mejoren la información que aportan a sus grupos de interés. Para ello se ha incluido en el examen al Consejo Social.

 

En el documento, Javier Martín Cavanna, director de FCyT, profundiza en el papel capital que los consejos sociales deben jugar en la rendición de cuentas de las universidades a la sociedad, preguntándose si se trata de "órganos de gobierno u órganos decorativos".

 

El coautor del informe examina los principales desafíos que enfrentan los consejos sociales: su dotación económica, el diálogo con los stakeholders y su rendición de cuentas pública, llegando a concluir que "la Ley ofrece a los consejos sociales un margen de maniobra mucho mayor del que hasta ahora han ejercido. Y lo que también es indudable es que, mientras no lo ejerzan, será difícil mejorar la gobernanza actual de la universidad".

 

UNIVERSIDADES PRIVADAS

El Examen de Transparencia 2018 también incluye el análisis de las 26 universidades privadas españolas, desprendiendo que tienen un amplio margen de crecimiento en el ámbito de la transparencia, con unos niveles de cumplimiento muy por debajo de las universidades públicas.

 

Solo tres centros privados (Vic-Central de Catalunya, Navarra y Nebrija) son considerados por la FCyT transparentes, un 38 por ciento son translúcidas y la mitad de la muestra sigue en el grupo de universidades opacas.

Comentarios

Juan Luis 27/11/2019 20:29 #1
Traslúcida no es sinónimo de transparente.

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: