La USAL encabezará el cambio de la educación superior europea con la presidencia del Grupo Coimbra

Durante su encuentro en Salamanca, el grupo ha nombrado presidente de honor a Ricardo Rivero y el vicerrector Efrem Yildiz ha sido elegido miembro del Comité Ejecutivo

La Universidad de Salamanca se ha puesto al frente del Grupo Coimbra de universidades y encabezará el cambio del modelo educativo de educación superior en Europa con su trabajo en primera línea de este grupo. De esta forma, el rector de la USAL, Ricardo Rivero, ha sido nombrado presidente de honor del Grupo Coimbra durante la Asamblea general de este colectivo celebrada este viernes en la Hospedería Fonseca. Nombramiento que se suma a la elección del vicerrector de Relaciones Internacionales, Efrem Yildiz, como miembro de la Comisión Ejecutiva del Grupo.

 

Una representación que para Yildiz es "una buena noticia", ya que la Universidad salmantina liderará el trabajo del grupo, que ha comenzado ya las acciones para la conformación de un plan de estudios europeo. Es la primera vez que la Universidad de Salamanca entra a formar parte de los órganos de dirección de este grupo de universidades. "La USAL tiene un peso importante y debe estar en la toma de decisiones", ha asegurado el vicerrector. 

 

Además, durante la reunión del Grupo Coimbra, celebrada estos días en Salamanca con motivo del VIII Centenario de la Universidad, el grupo ha trabajado en la creación de ese plan de estudios europeos, que se espera que transcienda el ámbito de la Unión Europea y se amplíe a todo el continente y para buscar medidas que fomenten la investigación y fortalezcan la importancia de la docencia para conseguir un equilibrio entre ambos.

 

En este sentido, el rector se ha comprometido a seguir trabajando para impulsar el Espacio Euroiberoamericano del Conocimiento, en cuyo desarrollo la Universidad de Salamanca pretende jugar un papel determinante. A la vez, tendrá capacidad para supervisar el trabajo realizado desde la Comisión Ejecutiva del Grupo Coimbra.

 

Asimismo, otro de los objetivos del grupo acordados durante su encuentro en Salamanca es conseguir que la 'Declaración de Poitiers', a la que ya se ha sumado el Ayuntamiento de Salamanca, sea más real para "lograr una universidad abierta a la sociedad".

 

La reunión ha puesto el broche a un encuentro en el que más de 200 representantes de 39 universidades han reflexionado sobre los desafíos a los que la Educación Superior ha de hacer frente para dar respuesta a las necesidades sociales.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: