La USAL se adhiere a la red universitaria de estudios del bien común

Firma del convenio de adhesión de la USAL a la red de estudios del bien común

La Universidad de Salamanca ha suscrito un convenio para impulsarla

La Universidad de Salamanca formará parte de la red universitaria de estudios del bien común, una vez su vicerrector de Política Académica y Participación Social, Enrique Cabero, ha suscrito un convenio para impulsarla. La creación de la red interuniversitaria de estudios del bien común será coordinada por Nuria del Álamo, profesora de la USAL, y Rafael Morales, profesor de la Universidad Pablo Olavide, según han explicado.

 

En cuanto al acuerdo que ha materializada la adhesión, ha sido firmado en la Facultad de Derecho por Enrique Cabero y, en representación de la Asociación Federal Española para el Fomento de la Economía del Bien Común, por el segundo teniente de alcalde de Miranda de Azán, primer Municipio del Bien Común, José Luis Sánchez Martín. Los firmantes han estado acompañados por Christian Felber, escritor, profesor universitario, economista e iniciador del Movimiento de la Economía del Bien Común y del proyecto 'Banco para el Bien Común' en Austria, quien también ha impartido, una hora después, la conferencia titulada 'Por un Comercio Mundial Ético', organizada por la Clínica Jurídica de Acción Social de la Universidad de Salamanca y por la Oficina Verde.

 

En el acto de la firma, Enrique Cabero ha señalado que la idea del bien común "enlaza directamente" con la 'Escuela de Salamanca', que ya abordó estos temas en el siglo XVI de la mano de estudiosos como Tomás de Mercado. El vicerrector ha señalado también que asuntos inmersos en esta línea de trabajo, como las cláusulas sociales, el respecto al medio ambiente, los derechos de los trabajadores, la igualdad o las prestaciones a la sociedad, ya se están trabajando desde la USAL pero también desde otros organismos como la Unión Europea.

 

Sobre el avance de esta materia, Christian Felber ha señalado que el actual proyecto nació "en el corazón de Europa" y que va avanzando "muy rápidamente" por el resto del continente pero también por América o Asia, con un "nuevo brote" en África. "Es un valor universal", ha apuntado su impulsor europeo, quien ha destacado que se trata de "revisar actitudes" para mejorar la calidad de vida de las personas, su felicidad, la distribución de las rentas, la participación democrática o el respeto al medio ambiente.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: