Las lluvias y la apertura de embalses elevan el caudal de los ríos zamoranos

Las lluvias intensas caídas en las últimas horas en la mayor parte de la cuenca del Duero causan crecidas generalizadas en los ríos, especialmente en las provincias de Zamora y León aunque también hay otras provincias afectadas.

Según informa la Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) en una nota recogida por Europa Press, las zonas afectadas corresponden principalmente a la provincia de Orense (río Támega y afluentes), a la provincia de Zamora (cuencas de los ríos Tera, Negro, Castrón, Aliste) y a la provincia de León (cuencas de los ríos Luna-Orbigo y afluentes, especialmente los ríos Tuerto y Omañas). 

 

En concreto, la tendencia creciente en la provincia de Zamora afecta a los ríos Aliste, Castrón, Negro y Tera a su paso por Camarzana y Mózar de Valverde mientras que este mismo río permanece estable en Puebla de Sanabria. También a su paso por la capoital el río Duero ha experimentado una importante crecida por causa de la apertura de compuertas en los embalses, y el agua ha invadido parte de la playa de los Pelambres como reflejo en la capital de las inundaciones por toda la provincia.

 

"La cuenca del río Tera es la que más precipitaciones está registrando, siendo los ríos Negro y Tera los que están sufriendo unas mayores crecidas", destacan las mismas fuentes antes de añadir que, en el caso de los embalses de esta cuenca (Cernadilla, Valparaíso y Agavanzal), están laminando, en la medida de lo posible, la crecida del Tera para evitar mayores afecciones aguas abajo.

 

En el caso de León, hay tendencia de crecidas en el río Omaña en Las Omañas y en Tuerto en Quintana del Castillo y a ellos se suman los problemas detectados en la provincia de Burgos, donde el río Pedroso presenta tendencia creciente en Pinilla de los Moros mientras que el Arlanza, por el contrario, baja a la altura de Salas de los Infantes, y en la Palencia, donde suben los ríos Pisuerga en Herrera, Lucio en Villallano, Ucieza en Villalcázar de Sirga y Valdavia en Abia de las Torres.

 

La CHD prevé que la situación se agrave dada la previsión de lluvias aún más intensas en las próximas 12-24 horas, "por lo que deben tomarse las precauciones necesarias en las poblaciones ribereñas con objeto de evitar los posibles daños que pudieran ocasionarse".

Noticias relacionadas