Los socialistas solicitarán la inclusión de un chat de contacto directo con las Fuerzas de Seguridad del Estado para atender a las víctimas de violencia de género

Azucena Jiménez y Eva Arias en rueda de prensa. (Foto: archivo)

“La violencia de género no entiende de estados de alarma ni cuarentenas”, recalca Azucena Jiménez

La portavoz socialista del área de Servicios Sociales, Azucena Jiménez, ha pedido no bajar la guardia ni olvidar que “en muchos hogares, existe una lacra con nombres y apellidos: violencia de género. Es nuestro deber y responsabilidad atender a las víctimas y apoyarlas, aún más si cabe en un momento como el actual”, afirma.

 

La violencia de género no entiende de estados de alarma ni cuarentenas” ha dicho Azucena Jiménez quien ha pedido un esfuerzo al equipo de gobierno para implementar “medidas sencillas que pueden ser una válvula de escape para las mujeres que se sientan en peligro”.

 

En este sentido, desde el Grupo Municipal Socialista ya han solicitado la inclusión de un enlace directo, desde la web municipal, a los chats de contacto directo con los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado para atención especial a las víctimas. "Cuestión que vamos a reiterar en la comisión de Servicios Sociales que se retomará el próximo lunes, ya que aún no es posible pese a ser una cuestión, a nuestro juicio, sencilla”, incide.

 

Igualmente, Azucena Jiménez ha anunciado que en el seno de la citada comisión van a pedir que el Ayuntamiento y las farmacias de la capital que quieran, se adhieran a una iniciativa de apoyo y ayuda a las víctimas para comunicar su situación, denominada Mascarilla 19.

 

El objetivo es que las mujeres que se encuentren en una situación de riesgo, puedan acercarse a la farmacia y solicitar una mascarilla 19. En ese momento, el personal farmacéutico alerta con una llamada al 112, garantizando en todo momento la máxima discreción y confidencialidad” ha señalado la concejala socialista quien sostiene que “durante el Estado de Alarma, y en su condición de recurso sanitario esencial, la farmacia constituye un punto cercano de ayuda a las víctimas”, finaliza Jimenez.