Los turistas extranjeros tiran de los datos hoteleros en Zamora, pero baja el turismo nacional

Un total de 216.582 turistas visitaron establecimientos hoteleros de la provincia en 2014, con un incremento mínimo con respecto a 2013. Bajan los turistas nacionales, mientras aumentan las cifras de viajeros y pernoctaciones de extranjeros.

Los hoteles de Castilla y León computaron a lo largo de 2014 un total de 6.750.053 pernoctaciones (un 3,0 por ciento más) con una estancia media de 1,62 días frente a los 3,36 de la media nacional, de las que 5.368.979 correspondieron a viajeros españoles y las 1.381.074 restantes fueron de viajeros extranjeros. Según los datos de la Encuesta de Ocupación en Establecimientos Hoteleros 2014 hechos públicos por el Instituto Nacional de Estadística (INE), Castilla y León recibió en el citado año 4.169.642 viajeros (un 3,65 por ciento más) de los que 3.226.319 eran residentes en España y 943.323 extranjeros.

 

En el caso de Zamora, recibió un total de 216.582 viajeros, un incremento casi residual con respecto al dato de 2013, cuando fueron 215.928 en total; en cuanto a las pernoctaciones, sumó 338.810, por debajo de las del pasado 2013. La provincia se ha beneficiado de la llegada de más turistas extranjeros, que aumentaron en visitas y pernoctaciones, algo positivo para el sector ya que es una clientela que gasta más. Sin embargo, ha ido a la baja el número de visitantes y pernoctaciones de turistas españoles, a pesar de la mejoría general del turismo nacional.

 

El mayor grado de ocupación en 2014 se produjo en Salamanca y en Soria (1,79 días y 1,53 millones y 341.501 pernoctaciones en cada caso), seguidas de Palencia (1,76 días y 294.130 pernoctaciones), Valladolid (1,68 días y 966.603 pernoctaciones), León y Zamora (1,56 días y 1,10 millones y 338.810 pernoctaciones en cada caso), Ávila y Segovia (1,54 días y 469.512 y 596.264 pernoctaciones) y Burgos (1,45 días y 1,10 millones de pernoctaciones).

 

En Castilla y León había 1.326 establecimientos de estas características abiertos en el pasado año con un número de plazas estimado de 58.379 y una capacidad de empleo de 6.377 trabajadores. El grado de ocupación por plazas en 2014 fue del 31,19 por ciento (54,78 por ciento en España) mientras que el grado de ocupación de plazas por fin de semana se elevó al 42,15 por ciento (60,0 por ciento en España).

 

En concreto, Castilla y León ocupó el quinto puesto por la cola en el grado de ocupación por plazas en 2014 y se aupó al puesto número séptimo como destino preferido de los españoles, con el 5,2 por ciento de la distribución de las pernoctaciones.

 

El mayor número de establecimientos abiertos de este tipo correspondió a León (273 y 10.750 plazas), seguido de Burgos (203 y 9.045 plazas), Salamanca (198 y 10.490 plazas), Valladolid (129 y 7.926 plazas), Segovia (125 y 5.335 plazas), Soria (117 y 3.645 plazas), Ávila (104 y 4.893 plazas), Zamora (91 y 3.314 plazas) y Palencia (86 y 2.982 plazas).

 

 

PRECIOS HOTELEROS

 

Por otro lado, en Castilla y León los precios hoteleros aumentaron un 0,1 por ciento en 2014 respecto al año anterior, frente a un incremento del 1,4 por ciento para la media española. Por su parte, la facturación media de los hoteles por cada habitación ocupada (ADR) en 2014 fue de 52,7 euros (74,5 euros en el resto del país), un 0,9 por ciento más que en 2013 (3,4 por ciento más en España).

 

Mientras tanto, el ingreso por habitación disponible (RevPAR), que está condicionado por la ocupación registrada en los establecimientos hoteleros, alcanzó los 18,3 euros en Castilla y León (44,1 en España)  con una evolución interanual del 6,7 por ciento (7,0 por ciento a nivel nacional).