Más controles en el paso fronterizo de Quintanilla entre Zamora y Portugal por la visita del Papa

Puente internacional entre Zamora y Portugal.

La Policía española y portuguesa restablece desde este martes y hasta el domingo los controles fronterizos ante la visita del Papa a Fátima. Se exigirá llevar al menos un documento acreditativo y el control afecta al paso fronterizo con Zamora.

Agentes de la Policía Nacional española colaborarán con el Servicio de Extranjeros y Fronteras (SEF) luso, y otros cuerpos policiales de Portugal, en el dispositivo especial diseñado con motivo de la visita del Papa Francisco a Fátima, que prevé el restablecimiento de los controles fronterizos desde las 00.00 horas de este martes 10 de mayo a las 00.00 horas del domingo 14 de mayo. Habrá vigilancia especial en cuatro pasos y controles en los nueve puntos fronterizos, incluido el de Quintanilla en Zamora.

 

El objetivo de este dispositivo, denominado Operación Frontera Blanca, es "garantizar los actos programados y reducir al máximo las posibles amenazas y problemas que pudieran surgir", según informa el Ministerio del Interior. Las autoridades policiales portuguesas han solicitado la colaboración de la Policía Nacional española para el refuerzo de sus fronteras aéreas, marítimas y terrestres desde el día 10 al 14 de mayo.

 

Los únicos pasos fronterizos que permanecerán abiertos son nueve y en todos se exigirá una identificación: Tui (Pontevedra)-Valença do Minho; Verín (Ourense)-Chaves; Quintanilla (Zamora)-Bragança; Fuentes de Oñoro (Salamanca)-Vilar Formoso-Guarda; Coria (Extremadura)-Termas de Monfortinho-Castelo Branco; Valencia de Alcántara (Cáceres)-Marvão-Portalegre; Badajoz-Caia-Elvas; Rosal de la Frontera (Huelva)-Vila Verde de Ficalho-Beja; puente internacional del río Guadiana-Castro Marim.

 

Por ello, coordinados por la Comisaría General de Extranjería y Fronteras, desde la madrugada de este martes efectivos de las Jefaturas Superiores de Policía de Galicia, Castilla y León, Extremadura y Andalucía Occidental, junto a agentes de las Unidades de Extranjería y Documentación, la Unidad Central de Fronteras, la BRIC, la Brigada Móvil y especialistas de Guías Caninos, colaborarán junto a los policías portugueses en este dispositivo especial.

 

Los objetivos generales son el control de los flujos de personas que provengan de España; control de pasaportes, documentos nacionales de identidad y cualquier otra documentación española; control de la inmigración irregular y de posibles situaciones de trata de seres humanos, y control de posibles grupos u organizaciones criminales.

 

Los policías españoles prestarán apoyo en cuatro de los cinco Centros de Cooperación Policial y Aduaneros que España tiene con Portugal, concretamente en Castro Marim-Ayamonte (Huelva), en Caya (Badajoz)-Elvas; en Vilar Formoso-Fuentes de Oñoro (Salamanca), y en Tuy (Pontevedra)-Valençia do Minho. Además, estarán presentes en los nueve puntos habilitados por Portugal como 'puntos de paso autorizados' de peregrinos que se desplacen por carretera desde España a Portugal.

 

Ante este restablecimiento temporal de los controles, la Policía recuerda a todas las personas que se desplacen a Portugal la necesidad de viajar con su documentación personal en vigor (DNI o pasaporte), así como con el carné de conducir y documentación del vehículo en caso de viajar en transporte particular. Ante cualquier emergencia que pueda surgir en el país vecino, el teléfono de atención en Portugal es el 112.