Más inversión en la alta velocidad: 66 millones para la seguridad de los 19 túneles entre Pedralba y Ourense

Perforación del túnel de Requejo, en la línea de alta velocidad Madrid-Galicia a su paso por Zamora.

Adif adjudica un nuevo contrato de 118,65 millones de euros para el tramo Pedralba-Orense.

Adif Alta Velocidad ha aprobado la adjudicación de nuevos contratos para el avance de la Línea de Alta Velocidad Madrid-Galicia, por un importe global de 118.655.954,14 euros. De este modo, se proporciona un nuevo impulso al tramo entre Pedralba de la Pradería (Zamora) y Orense, de 117 kilómetros de longitud, con el objetivo de culminar la conexión de alta velocidad entre Galicia y Madrid.

 

Por un lado, se han adjudicado dos contratos relativos a instalaciones de protección y seguridad en túneles, por valor conjunto de 66.332.958,29 euros: uno para el tramo Pedralba-Vilariño, por valor de 33.043.013,96 euros, adjudicado a Elecnor, y otro para el tramo Vilariño-Taboadela, por importe de 33.289.944,33 euros, adjudicado a la unión temporal de empresas formada por Alstom Transporte e Indra Sistemas.

 

Esta actuación comprende, entre otras instalaciones, las de señalización de evacuación, alumbrado de emergencia, ventilación de presurización en salidas de emergencia, sistemas de radiocomunicación para medios de intervención, equipos de detección y extinción de incendios.

 

En total, se ha previsto actuar en 19 túneles. En el tramo Pedralba-Vilariño se incluyen los túneles de Pedralba, Requejo, Padornelo, Avesedimas, Hedroso, Lubián y A Canda, en la provincia de Zamora, y los de Vilavella, O Cañizo y Espiño, en la provincia de Orense. Por su parte, los túneles del tramo Vilariño-Taboadela se sitúan íntegramente en la provincia de Ourense: Bolaños, Portocamba, Cerdedelo, O Corno, Corga de Vela, Prado, Seiró, Bouzas y Os Casares.

 

Asimismo, Adif AV ha adjudicado el contrato de ejecución de las instalaciones de línea aérea de contacto, la denominada catenaria, y sistemas asociados del tramo Pedralba-Taboadela-Orense a la UTE formada por Electren y Elecnor, por un importe de 32.541.026,66 euros.

 

Por otra parte, Adif también ha adjudicado las obras de los centros de autotransformación, es decir, los equipos para la gestión del suministro de energía eléctrica a la línea de alta velocidad, y del telemando de energía del tramo Pedralba de la Pradería-Orense, por importe de 12.229.291,97 euros. El contrato, que contempla 9 meses de obras y 24 meses de mantenimiento, ha sido adjudicado a la UTE integrada por las compañías Teléfonos Líneas y Centrales, y Eiffage Energía. Los centros de autotransformación para electrificación se ubicarán en tres áreas de referencia, correspondientes a las subestaciones eléctricas de Amoeiro, Las Portas y Arbillera.

 

Además, Adif ha adjudicado un contrato de actuacionescomplementarias en el tramo Taboadela-Orense, sobre la plataforma existente, por importe de 7.552.677,22 euros a la UTE formada por Civis Global y Construcciones Taboada y Ramos. Estas obras forman parte del proyecto de implantación del ancho mixto en el tramo, que permitirá la circulación entre Taboadela y la entrada en la estación de Orense tanto de los futuros tráficos en ancho internacional de la Línea de Alta Velocidad Madrid-Galicia como de los tráficos que actualmente soporta en ancho ibérico, tanto de viajeros como de mercancías.