Mascarillas y test rápidos: Sanidad pide más suministro ante las propuestas de desescalado del Gobierno

Mascarillas a la venta en una farmacia en Madrid (España) a 2 de marzo de 2020.

Sanidad recibe la propuesta del Gobierno de generalizar el uso del mascarillas y de un posible control de infectados asíntomáticos con la petición de más material para poder hacerlo realidad.

"Es una grandísima pregunta que me encantaría poder contestar". Así ha respondido la consejera de Sanidad, Verónica Casado, a las dudas sobre cómo conseguirá Castilla y León mascarillas para toda la población si se generaliza su uso y test rápidos de Covid-19 para tener datos fiables sobre el número de enferoms. Sin embargo, ni de lo uno ni de lo otro hay suficente material. Sobre estas y otras cuestiones se debatirá este lunes en un encuentro entre el Gobierno central y las consejerías de Sanidad de las comunidades.

 

"Cada comunidad autónomas es distinta y tendremos que adaptar según el grado de incidencia", ha adelantado Casado sobre un desescalado de medidas para ir relajando el confinamiento.

 

La consejera ha recordado que Castilla y León ha tenido muchos problemas para abastecerse de mascarillas y test de diagnóstico rápido, los dos elementos que están en el centro del debate. Las primeras, para generalizar su uso en un escenario próximo; y los segundos, para poder hacer pruebas a una mayor parte de la población y tener un mayor control de la enfermedad.

 

"Me imagino que será con más abastecimiento y que podamos llegar a todos los habitantes", ha dicho Casado sobre la disponibilidad de test rápidos, cuya cifra a considerado "insuficiente a todas luces". Los test rápidos enviados por el Gobierno son algo más de 62.000 para 2,5 millones de habitantes, a la espera de reforzar ese número con las compras que hizo la Comunidad que están llegando. Y en el mismo sentido se ha manifestado sobre el uso generalizado de mascarillas y quién debe proporcionarlas, un material sobre el que plantea una cuestión.

 

"Hasta ahora, tanto la OMS como el ministerio han indicado su uso en casos muy definidos, personas inmunodeprimidas. Señalar que la mascarilla por sí sola no protege si no hay distancia social, higiene y confinamiento. Otra cosa distinta será cuando empecemos a detectar a personas asintomáticas que están transmitiendo la enfermedad, o con síntomas leves que tienen que salir a las calles", ha dicho.

 

En cuanto al suministro de pantallas protectoras, Sanidad dice tener suficientes pantallas homologadas fabricadas por dos empresas en Castilla y León, con capacidad de producción de 20.000 diarias. Casado ha explicado que "no se ha rechazado ninguna" y que "agradecemos la disposición, la colaboración y la solidaridad" de todos los 'makers' que han aportado las suyas ahora que ya las hay disponibles.

 

Casado también ha cuestionado las medidas sobre aislamiento obligatorio en el caso concreto de las personas sanas y sin síntomas. El Gobierno parece indicar hacia esta medida, al menos para las personas con síntomas, como paso previo a relajar las medidas de confinamiento y con el objetivo de conocer cuántos infectados tiene el país y evitar una nueva tansmisión masiva.

Noticias relacionadas