Noche de Paz, el villancico más famoso cumple 200 años, conoce su historia

UNIVERSIDAD DE GRANADA - Archivo

Creado cercano a la provincia de Salzburgo, en la pequeña ciudad de Oberndorf, y cantado por primera vez en la víspera de la navidad de hace dos siglos.

Noche de Paz, Silent Night, Stille Nacht o Heilige Nacht, el villancico más famoso del mundo y más internacional cumple 200 años y forma parte del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Unesco. Noche de Paz, hoy sonará con más fuerza que nunca en muchos hogares de todo el mundo con un gran respeto, como el que tuvieron las tropas asentadas en Flandes el 24 de diciembre de 1914 que en plena Guerra Mundial -un siglo después de su creación-, dejaron sus armas y cascos y entonaron este famosa canción navideña, entre otras.

 

Creado cercano a la provincia de Salzburgo, en la pequeña ciudad de Oberndorf, y cantado por primera vez en la víspera de la navidad de hace dos siglos. Desde su creación, este villancico tan famoso ha sido traducido a 300 idiomas y ha tenido infinidad de versiones.

 

Simon and Garfunkel, Bing Crosby, Mariah Carey Justin Bieber, Raphael o Estrella Morente son algunos de los que han interpretado el villancico más famosos de la historia donde el sacerdote Jospeh Franz Mohr creó el poema y el maestro y organista de la iglesia de San Nicolas de Oberndorf, Franz Xaver Gruber, le puso música.

 

Oberndorf -a 20 kilómetros de Salzburgo- y el resto de localidades han querido rendir un sentido homenaje realizando hasta 600 actos durante estos días. Son miles de personas las que han pasado y disfrutado de este sentido homenaje.

 

¿CÓMO Y QUIÉN CREÓ EL VILLANCICO NOCHE DE PAZ?

Todo se remonta a la Nochebuena de 1818, cuando el sacerdote Joseph Franz Mohr aterrizaba en la parroquia San Nicolás y le pidió a Gruber que compusiera una melodía para el poema que escribió dos años antes y el organista accedió a su petición. La historia del creador del solemne poema, es cuanto menos curiosa, y es que Mohr nacido en Salzburgo, era hijo ilegítimo de Anna Schoiberin y de un soldado, Franz Mohr, quien abandonaría a la mujer embarazada y desertaría al mismo tiempo.

 

Este modesto hombre, apasionado de la música tuvo la oportunidad de seguir con sus estudios gracias a su talento que le valió que le patrocinaran en aquellos tiempos. La llegada de la fe y continuar su vida encomendado a Dios, le hizo necesitar una dispensa papal en 1815 al ser hijo ilegítimo.

 

Ordenado ya, comenzó su vida como sacerdote en un pequeño pueblo Mariapfarr y allí escribió su famoso Noche de Paz. Por qué creó este poema es todavía una gran incónita para los historiadores pero el poema llegaba justo un año después de que finalizara la guerra que había mantenido Napoleón en gran parte de Europa donde el hambre también hacía estragos debido a los fríos inviernos los que hizo que la cosecha no fructificara.

 

Reputado y generoso en 1817 Mohr era trasladado a Oberndorf bei Salzburg donde se entonaría por primera vez Noche de Paz. Como suele ser habitual entre los sacerdotes, rotó por varias localidades hasta establecerse en Wagrain donde fundó una escuela que en la actualidad sigue llevando su nombre y una fundación para ayudar a los niños humildes para que recibiesen educación. Un constructor y reparador de órganos, Carl Mauracher de Fügen, que fue a reparar el de Oberndor se llevó una copia y llegaría al Tirol donde en los mercados se entonaba, entre otras canciones, para llamar la atención de los que visitaban el mercado y como canción navideña.

 

EL VILLANCICO NOCHE DE PAZ SE EXTENDIÓ POR TODO EL MUNDO GRACIAS A LAS FAMILIAS RAINER DE FÜGEN Y LOS HERMANOS STRASSER DE HIPPACH

Noche de Paz conoció su esplendor gracias a dos familias del valle de Zillertal en Tirol, unos cantantes de folk que cruzaron el charco hasta Nueva York y San Petersburgo e inmortalizaron el villancico más popular de la historia que comenzó a formar parte de su programa. Se puede decir que los hermanos Strasser -hijos del comerciante y agricultor Lorenz Strasser-: Alexander (1794), Anna (1802), Josef - conocido como Peppi- (1807), Amelia (1809) y Caroline (1813), se convertían en la primera banda o grupo que tocó Silent Night. De lo más astutos, esta familia -que viajaban por distintos mercados- vendía ataviados con los típicos trajes tiroleses mientras cantaban con el fin de atraer más publico y por consiguiente más ventas.

 

En 1832 su concierto pasaría del mercado a la hotel de Bolonia con gran anuncio en el periódico de la época de Leipzig, y allí interpretaron cuantro caciones donde terminaban con el famoso villancico Noche de Paz. El éxito del villancico fue tal en el Tirol que durante mucho tiempo se creyó que su origen era tirolés. En 1835 fallecía Amelia y los Hermanos Strasser se retiraron de la vida pública. Sin embargo, el gran villancico siguió su gira por el mundo gracias a los hermanos Ur-Rainers.

 

LA EXPANSIÓN DEL VILLANCICO NOCHE DE PAZ POR LOS HERMANOS UR-RAINERS

Con el interés de expandir la música tiroles, la familia de Ludwig Rainer (1821) giró y actuó por las cortes reales europeas y ante Franz I de Austria y el zar Alexander I de Rusia en el Castillo de Fugen y por Estados Unidos. La primera generación Rainer comenzaba con los hermanos María (1788), Felix (1792), Franz (1794) y Joseph (1800), más tarde se uniría otros hermano Anton.

 

El zar de Rusia quedó tan admirado que les invitó a que fueran a San Peterbusgo, pero el viaje no se terminó de consumar. Sin embargo, recorrieron gran parte de las cortes europeas donde actuaron antes reyes y príncipes y viajaron hasta Reino Unido donde actuarían ante el rey Jorge IV y llegaron a conocer a la reina Victoria asistiendo a su coronación en 1838 dejando de actuar en 1839. Ludwig Rainer, al que mencionábamos antes, siguió con la estela de su familia y creó una banda embarcándose hacia América ese 1839.

 

Cuatro años de conciertos que fueron desde boston, Nueva York actuando en el monumento de Hamilton, Sant Louis y Filadelfia. Tras esta gira siguió actuando por Europa hasta que en 1893 fallecía. Muchos se preguntan qué pasó con aquel villancico y cómo se extendió, pero como veréis ya estaba demasiado extendido durante todo el siglo XIX y de ahí se debió de seguir entonando como os hemos contado en este periplo donde 20 años después de la muerte de Ludwig Rainer, las tropas de soldados de la Primera Guerra Mundial se quitaban el sombrero y plegaban armas para entonar el gran villancico que clamaba una noche de paz. ¿Quién le iba a decir a Mohr que fallecía de una afección pulmonar en 1848 que su villancico sigue uniendo y emocionando a millones de personas en todo el mundo?