Rivera abre la puerta a una solución de Estado si Sánchez cumple tres requisitos sobre Navarra, Cataluña y la economía

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ofrece una rueda de prensa en la sede del partido tras la reunión de la Ejecutiva Permanente.

Rivera invita al PP a sumarse a una abstención si se cumplen tres requisitos, y permitir así a Sánchez ser presidente. El PSOE responde que ya cumple sus peticiones y que deben abstenerse.

El Gobierno considera que ya está cumpliendo las condiciones que el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, le pone para abstenerse y permitir su investidura, por lo que sigue reclamando a PP y Ciudadanos una "abstención técnica" para que permitan únicamente que el Ejecutivo eche a andar, sin comprometerse a ejercer de sostén parlamentario de Sánchez.

 

Tras el sorpresivo anuncio de Rivera, que ha citado esta tarde al PP para proponer entre los dos a Sánchez una abstención ligada a tres condiciones sobre Navarra, Cataluña y la economía, fuentes del Ejecutivo han indicado a Europa Press que las exigencias de Rivera no se basan en "razones objetivas".

"

En Navarra hay un gobierno que defiende la Constitución, en Cataluña también el gobierno de España vela por el cumplimiento de la Constitución y queremos bajar los impuestos a la clase media", razonan las fuentes consultadas.

 

Y es que Rivera exige a Sánchez iniciar unas conversaciones para que "gobiernen Navarra Suma y el PSE en una coalición negociada y seria"; comprometerse a no indultar a los presos del 'procés'; poner en marcha una mesa para aplicar el 155 en Cataluña si no se acata la sentencia del 'procés' y garantizar que no subirá impuestos a las familias ni las cuotas a los autónomos.

 

Pero en el Ejecutivo creen que no se dan ninguna de estas tres razones en las que Rivera basa sus demandas, por lo que piensan que no hay motivo alguno que impida la abstención de Ciudadanos. "No hay pacto con Bildu ni lo habrá. El 155 se aplicaría si la situación constitucional lo requiere, como ya se hizo", abundan las fuentes, que recuerdan que no está en los planes del PSOE subir la presión fiscal sobre las clases medias y trabajadores.

 

De ahí que desde el Gobierno sigan invitando a PP y a Ciudadanos a que "desbloqueen" la investidura, petición que los dos partidos han rechazado de forma reiterada. Rivera incluso llegó a rechazar una invitación de Sánchez para una entrevista bilateral cuando el líder socialista ya tenía el encargo del Rey para intentar formar gobierno.

 

 

Pablo Casado, dispuesto a verse con Rivera

 

El líder del PP, Pablo Casado, está dispuesto a reunirse con el presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, pero considera que es el jefe del Ejecutivo en funciones, Pedro Sánchez, el que debe responder a la oferta que realizado el partido naranja, según fuentes de la dirección nacional de los 'populares'.

 

El presidente de Cs ha informado de que se había puesto en contacto con Casado, y se va a reunir con él esta tarde, para intentar pactar una "solución de Estado" que evite la repetición de las elecciones el 10 de noviembre, ante el "fracaso" de Sánchez a la hora de pactar con Podemos.