Soleado y multitudinario paseo de la Esperanza por Zamora

Miles de personas acompañan el desfile de la Virgen de la Esperanza, que ha disfrutado de una mañana excepcional.

La de la Virgen de la Esperanza de esta mañana se recordará como una de las más soleadas de la Semana Santa zamorana de 2016, procesión que ha aprovechado el expléndido clima reinante para protagonizar un despacioso tránsito por las calles del centro histórico de Zamora. Un periplo en el que sus centenares de integrantes han estado acompañados por miles de zamoranos y visitantes que se han apostado en las calles para disfrutar del desfile.

 

 

Como es habitual, la procesión de la Virgen de la Esperanza ha salido a las 10.30 horas del Convento de las Dominicas Dueñas de Cabañales. El cortejo está compuesto por los hermanos y centenares de mujeres vestidas de luto, una infantería numerosísima que acompaña al paso que da nombre al desfile, una imagen del escultor cántabro Víctor de los Ríos, de 1950, que luce un manto verde de terciopelo bordado en oro, salpicado de estrellas y perlas. 

 

Tras recorrer las calles Cabañales, ha cruzado el Duero por el Puente de Piedra, ha subido por Balborraz, ha pasado por la Plaza Mayor y ha enfilado por Ramos Carrión, Plaza de Viriato, Rúa de los Francos y Rúa de los Notarios hasta la plaza de la Catedral, en cuyo atrio se ha entonado el Canto de la Salve.