Zamora paga los sueldos más bajos de Castilla y León: hasta 4.000 euros menos que en otras provincias
Cyl dots mini

Zamora paga los sueldos más bajos de Castilla y León: hasta 4.000 euros menos que en otras provincias

El sueldo medio de los trabajadores en Zamora es de 15.836 euros anuales, el más bajo de la Comunidad, está un 25% por debajo de los mejores.

La crisis y las reformas que han afectado a la negociación colectiva todos los trabajadores han sufrido una devaluación salarial que es en general de entre un 7 y un 8 por ciento, pero que en estos colectivos con salarios más bajos alcanza el 20 por ciento. El resultado, salarios a la baja y con una brecha importante según las provincias.

 

El secretario de Empleo, Política Institucional y Diálogo Social de CCOO en Castilla y León, Saturnino Fernández, ha explicado que todas estas circunstancias suponen que, a pesar de un crecimiento económico, la salida de la crisis es "injusta", "menos solidaria" y con "bolsas" de trabajadores que no llegan a final de mes o caen en la pobreza y además entre ellos hay colectivos que tienen otras "brechas".

 

En este contexto, la técnico de la Secretaría de Política Social Elsa Caballero ha incidido en que a todo esto se suma que los salarios en Castilla y León se encuentran por debajo de la media española, ya que en la Comunidad es de 18.315 euros al año, pero además hay una diferencia "importante" entre las provincias, que supera el 20 por ciento.

 

En concreto, las provincias de Ávila y Zamora son las que tienen salarios inferiores, con 15.969 y 15.836 euros anuales, respectivamente, frente a Burgos y Valladolid, que alcanzan los 19.726 y 19.747 euros, casi un 25 por ciento más.

 

Además, ha apuntado que cerca del 38 por ciento de los asalariados en la Comunidad no alcanzan los 14.000 euros que marca el acuerdo nacional para la negociación colectiva que se tendrán que alcanzar en todos los convenios.

 

Caballero ha apuntado la necesidad de "intervenir" para modificar esta realidad, porque además hay colectivos que tienen dificultades añadidas para otros colectivos, como en el caso de los jóvenes, que cuentan con tasas de paro superiores al resto y su salario supone el 82 por ciento del que se encuentra en la media.

 

A los jóvenes se suman las personas con discapacidad, que tienen retribuciones de media similares a los de los jóvenes y tasas de desempleo del 28,6 por ciento frente al 12 por ciento de media. Asimismo, tienen dificultades de acceso al empleo porque la mayoría trabajan en centros especiales de empleo, que deberían ser la puerta de entrada a las empresas ordinarias, pero el "trasvase" se produce en muy pocas ocasiones y "serias dificultades".

 

Otro colectivo que sufren mayor dificultad son las mujeres, con una brecha salarial del 23 por ciento, además de dificultades de acceso a determinados puestos de trabajo y tasas de desempleo mayores o de actividad menores que las de los varones.